Sofía Reyes, la cantante que demostró que los artistas de México ya no son Televisadependientes

Noviembre 26, 2017 |
Responsive image

Desde el 2016 más o menos que he quedado profundamente maravillado y enamorado de esta cantante regia (y no solo porque es hermosa sino que se les dice “regios” a los que nacieron en Monterrey), y es que con su canción “Muevelo” se dio a conocer y desde aquel entonces, solo han sido éxitos en la carrera de esta chica.

Sin embargo, a ella no le regalaron nada en su quijotezca historia para convertirse en alguien en el mundo de la música, puesto que se dio a conocer en su ciudad, actuando para una serie musical llamada “Mi Linda Annabella”, de la cual hay pocos registros en internet. Luego, fue parte de la girlband “TAO”, de la que se fue por problemas con el resto de sus integrantes.

Pero ni eso animaló a la siempre guapa Úrsula Sofía Reyes Piñeiro, que como decimos, logró llegar a Warner Music y al sello de Prince Royce. O sea, podríamos decir que el hombre de “Corazón sin cara” le apadrinó la carrera… y no se equivocó. Lanzó canciones como “Now Forever” y la emotiva “So Beautiful”, con una fuerte carga de conciencia social sobre el mundo en que vivimos.

Su primer disco, llamado “Louder!” (mismo nombre de la canción con la que se presentó en los comerciales de Garnier que vimos en la TV chilena), vino a demostrar que Sofía había llegado para quedarse, combinando ritmos urbanos con excelentes sonidos dance.

Pero no solo vino a demostrar eso. Sino que vino también a dejar en claro que hoy los artistas mexicanos ya no son Televisadependientes.

En otros tiempos, si hacías una cosa que no le agradaba a los señores Azcarraga, simplemente te vetaban y quedabas varado, como le estuvo a punto de pasar a “Los Tres” y a “La Ley” a mediados de los 90s. Hoy, con la empresa del ojo ovalado a rayas en la pasta y con una situación de credibilidad a la altura del unto, a los músicos y cantantes aztecas les importa poco y nada si salen o no en los programas o canales musicales de la televisora de San Ángel.

¿Por qué? Porque ahora está internet. Sofía Reyes es un fenómeno que nació en YouTube, como tantos otros sucesos surgidos en el último tiempo como Lily Allen, Katy Perry, Paty Cantú, Ventino y un largo etcétera. También influye Spotify, inmensa vitrina incluso para conocer artistas que tal vez solo tú conozcas y te miren raro por lo mismo, pero que por nada del mundo te debe hacer sentir mal.

Está internet, es el Siglo XXI. Quedarse solo con lo que suena en la radio quedó en el pasado. Hoy hay mucha fanaticada de varios intérpretes que no suenan en los grandes consorcios, pero que son muy talentosos. Sofía es una de ellas, una historia de talento cultivada a pulso, con trabajo, esfuerzo y dedicación. Y llega en buena hora, la veremos por tercera vez en Chile, en el cierre de la Teletón en el Estadio Nacional. ¿Pavimentará un futuro camino a la Quinta Vergara? Ojalá.