LA ÚNICA TARDE Y MUCHO GUSTO PARAGUAY: Estrenos que leyeron un buen libreto

Abril 26, 2017 |
Responsive image

Desde que la RPC, fue comprada por el Grupo JBB, el canal lambareño, enfocó a la información y al entretenimiento de calidad. Tal es así, que varias apuestas nacionales, entre ellas, FAN CLUB, conducida por Fátima Fernández Mercado, lo ha convertido en alta sintonía entre PRE-ADOLESCENTES y ADOLESCENTES. El Reciente Estreno de Mucho Gusto, en su versión Paraguaya, si la comparamos con la versión chilena de Megavisión, notamos una gran diferencia: Que no hay ego grande en la versión guaraní, todo su protagonismo, es compartido.

 

La Red Paraguaya de Comunicación, está llena de novedades, entre este mes que termina y el otro que va a comenzar. Tal es así, que la Versión Paraguaya de Mucho Gusto, a diferencia de la chilena, no tiene a nadie con el Ego Inflado o El Ego Grande. Decisión Inteligente de mantener los informativos, como columna vertebral, por parte del Grupo JBB, ya que estarían haciendo sinergias con el canal de cable UNICANAL. Con relación al próximo estreno de La Única Tarde, los conductores, se mantendrán en todo sentido, bajo el liderazgo de José Ayala.

David Aguilera, el antiguo Locutor de un programa de telerrealidad sobre la salud, debutó como locutor y también como presentador de un programa sobre vídeos locos, siguiendo el formato tradicional estadounidense, en una mezcla con el brasileño, impuesto por las VIDEOCASSETADAS y el europeo, impuesto por los canales públicos y privados y el recordado Video Loco, del Canal 13 Chileno.

La Nueva temporada de Tercer Tiempo, estrenada meses atrás, sumados a Fan Club, Soy Luna, y a la telefeica “El Regreso de Lucas”, son muestras irrebatibles de cambios importantes de programación. Y la inclusión de FarraPlay, por las madrugadas, demuestra las sinergias existentes entre radio y televisión.

Lo Único que reprocharía del canal celeste, es la puesta al aire de (Preparen Bolsas…) Inmundos Descompuestos (¡A Vomitar!), lo cual exijo plenamente el aborto y posterior cancelación del nefasto proyecto de telerrealidad.