“Cinematográfica” cobertura del regreso de Rafael Garay: ¿No será mucho?

Marzo 16, 2017 |
Responsive image

A ver, bajemos un cambio y aterricemos. Está claro que muchos cayeron en la vendida de humo de Rafael Garay, que la misma televisión que cubre su regreso al país desde Rumania, nos vendió durante tantos años como el mesías, el hombre que sabe todo de la economía.

Pero acá hay un problema grande y gravísimo, y es que otras estafas, ilícitos y negocios truchos, la misma televisión chilena pasa por alto.

Por ejemplo: El llamado “Pacogate” en la que miembros de Carabineros defraudaron a la institución con millonarias sumas de dinero, y por una ley amarrada de Pinochet antes de dejar el poder, podrían quedar libres de polvo y paja. ¿Y la tele? No dice nada de nada.

O el que muchos hacen la comparativa: Lo de Garay fue minúsculo al lado de Piñera y sus negocios ilícitos con Bancard, a través de la compra de la pesquera peruana Exalmar a partir de un fallo que desfavorecía a nuestro país, y que él usó para no perder pan ni pedazo. Asi como también los miles de conflictos de interes que han salido últimamente, como lo es el de la Minera Dominga. Pues parece que el bracitos cortos ni se inmuta, lo niega todo y aún así este martes se va a tirar de nuevo como candidato a presidente. Porque cuatro años no bastaron para robar todo e instalar una terminal Bloomberg en su oficina en La Moneda.

Si los escándalos del Ejército y Carabineros arruinaron la imagen de las Fuerzas Armadas y de Órden, Piñera degradó el cargo de Presidente de la República de Chile a un nivel indecente. Y tanto que decíamos que nosotros eramos los únicos que podíamos decir que no teníamos corrupción como en Argentina, Paraguay, Colombia, Venezuela, Brasil y México, donde todos los sectores e ideologías están mojados por igual.

Pero eso la TV chilena lo pasa por alto, hace vista gorda, se lava las manos y aquí no ha pasado nada.

El blindaje mediático de Chile Vamos, que incluye pasquines como El Muro Digital, Diario Chile, Corrupción Chile y otros bodrios, además de “paginas chicha” como Shilelindo, llega a ser asqueante. Si se que la televisión no lo es todo y hoy hay mil maneras de informarse, pero la pequeña pantalla sigue siendo preponderante, y la influencia de los medios televisivos se usa para llenarte hasta de GPS con la ruta del avión donde va Garay, asi como también un seguimiento del furgón donde iba esposado, y otras ridiculeces por el estilo.

Y nada hemos visto hasta ahora acerca de los negocios de Sebastian Piñera.

Creo yo que los chilenos merecemos respeto, necesitamos que no nos vean más la cara, y que los ciudadanos de a pie sepamos enfrentarnos a falsos mesías populistas que se venden como lo que va a sacar este país adelante, haciendo lo que no pudieron hacer en 4 años, con su festival de autorreferencias, musiquita milagrosa o digna de “Game of Thrones”, y otras innecesariedades varias.

Vean lo que pasa en la Argentina de Macri: Miles de pequeños negocios están cerrando debido a las importaciones, cierran plantas de empresas lácteas asi como tambien se van de ese pais otras como Georgalos, la temporada en Mar del Plata fue la más baja desde el 2002, eliminaron los “feriados puente”, el “Futbol para todos”, y otros tantos beneficios sociales. Porque asi ha sido la derecha en todo este tiempo, se preocupan más de su bienestar económico en vez de los derechos sociales.

Y asi como también se dirigen a la llamada “clase media” para venderles la ilusión de que si votas por ellos vas a convertirte en millonario, te va a llegar el bienestar, la prosperidad, y eso no llega con un mesías. Al contrario, en la misma Argentina de Macri, lejos de la promesa de la “pobreza cero”, han nacido miles de nuevos pobres y muchos perdieron el trabajo luego de años laburando.

Y asi y todo, la televisión chilena nos dice deliberadamente a quién o quienes tenemos que odiar para sentirnos bien y elegir a los mismos de siempre. El Mercurio inventa una pelea artificial entre el recien creado Frente Amplio con el Partido Comunista, siendo que están más cerca de que se cree. Mucha gente tiene la imagen de Camila Vallejo de “vendida” y de Karol Cariola de “prostituta” solo porque son comunistas, siendo que han hecho mucho en el Congreso, sobre todo por la equidad de género y la igualdad de condiciones. Y eso no sale en los medios, y uno termina leyendo El Desconcierto porque ahi está todo lo que, por acción u omisión, no sabemos porque según los que se las saben todas, “a la gente no le interesa”.

No, si nos interesa, pero les quieren hacer creer a la gente que no nos debe interesar, asi que venga Piñera y cuatro años más de miseria y mala televisión. Y no, necesitamos un gobierno en serio, alejado de la chimuchina, del neoliberalismo, de las contradicciones y de las promesas populistas y casi mesiánicas. Por eso es necesario que la gente sepa de lo que hace Piñera, de lo que ha estado haciendo a escondidas incluso de la misma gente que lo eligió, y que sabe que lo que hizo estuvo mal, pero le perdona todo. Total, “con él nuestro país crecía”, aunque tú no hayas recibido nada de ese “crecimiento” porque, claro, los únicos que “crecían” eran los políticos, los de Penta, los de Soquimich. Eso nos debe interesar, y no el regreso esposado de un vendehumo que merecía casi tratamiento especial por parte de los matinales y noticieros de nuestro país.