La editorial de los lunes: “Women’s March” y el Activismo Pop

Enero 23, 2017 |
Responsive image

El sábado se realizó la marcha más multitudinaria en la historia de los Estados Unidos de América, que a muchos nos hizo recordar los discursos de Martin Luther King y las manifestaciones contra la Guerra en Vietnam de fines de los 60s. Era la “Women’s March”, que se desarrolló durante todo el pasado 21 de enero, un día después de la Toma de Posesión de Donald Trump, reconocido por sus dichos machistas, sexistas, homofóbicos y racistas.

Antes que nada quisiera recordar unos aspectos que tienen que tomarse en cuenta:

Lo primero, de no ser por el particular sistema electoral estadounidense, la que habrá jurado el viernes sobre la Biblia de Abraham Lincoln habría sido Hillary Clinton, y no es primera vez que pasa. Ya en el 2000, Al Gore había liderado el voto popular, sin embargo, los 270 votos electorales necesarios para ocupar el Salón Oval de Washington D.C. fueron para “Mister Danger” George W. Bush, y todos sabemos lo que vino después.

Las mayores concentraciones a esta marcha fueron en Nueva York, Los Angeles, Boston, Denver y la misma capital norteamericana. Y acá me quiero detener, porque una marcha no necesariamente feminista sino que reivindicatoria de los derechos universales y fundamentales para todos y todas hizo lo que la Juramentación del magnate no logró: Llenar el National Mall, la plaza que queda precisamente al frente del Capitolio.

¿A qué va todo esto? A que varias cantantes de pop marcaron presencia en estas manifestaciones, dejando en claro que su conciencia social es en serio.

A los diferentes puntos de concentración acudieron Lady Gaga, Alicia Keys, Demi Lovato, Madonna, Ariana Grande, Halsey, Vanessa Hudgens, Miley Cyrus, Scarleth Johansson, Kesha (que precisamente conoció la cara malvada de la industria al ser obligada por Sony Music a trabajar con Dr. Luke, productor musical que la violaba y la acosaba sexualmente), Michael Moore, Lauren Jauregui de Fifth Harmony y Katy Perry.

La californiana no solo es la que mayor corazón le puso a esta marcha, sino que demostró que su música ha transmitido valores e ideales concretos, transformando el desánimo en entusiasmo. El sábado varias personas tenían carteles con fragmentos de los éxitos “Rise” y “Roar”, incluso el primer single de la era “Prism” fue cantado por los manifestantes. Está claro que Katy no le debe nada a nadie y la trascendencia eligió y opinó quién debió ganar el Grammy el 2014.

“La reina del pop” nuevamente demostró que en 34 años de carrera todavía tiene algo que decir, y dictó un golpe a la cátedra al decir “Fuck you” en vivo para todos los canales de noticias que transmitían el evento. Desde luego que algunos “Trump-supporters” pidieron hasta la encarcelación de la cantante, pero ellos son tan hipócritas que apoyaron a un hombre que en una grabación hablaba de grabar vaginas. Bueno, como los derechistas chilenos no más pues.

Uno puede estar a favor o en contra de la ex Hannah Montana o de la próxima cantante del medio tiempo del Superbowl, en lo personal yo estoy bastante lejos de ser fan de ambas, pero el hecho de que hayan aparecido en el acto habla muy bien de ellas.

La aparición de todas estas cantantes habla muy bien de ellas, no fueron con el fin de figuretear ni de promocionar sus carreras, sino que para generar conciencia y hacer valer sus derechos, más aún en tiempos como este donde un magnate sin experiencia en política tomará los destinos de la nación más poderosa del mundo. Y a muchos se nos pasó por la mente la misma pregunta…

¿Dónde estaba Taylor Swift y su squad de “Bad Blood”? Apenas la vimos twittear acerca de la protesta pero jamás hemos visto un pie de ella en medio de las multitudes. Una vez más hizo notar su falso feminismo, que solo usa para dañar públicamente a sus colegas artistas como Katy Perry, quien si traduce sus palabras en acciones, en su labor como embajadora de Unicef y yendo a enseñar y jugar en países vulnerables. ¿Dónde estaba su amiga Selena Gomez? Me encanta la ex Alex Russo pero su ausencia se hizo llamativa.

¡Enhorabuena ídolas! Ellas como nadie dan el ejemplo de cómo se lucha para crear y formar una sociedad mejor. A diferencia de otros “personajes” impuestos a la fuerza por nuestra televisión, que además de fachos, son todo lo que no queremos ser.

  • Don_Homerone

    me da pena pensar que en un mal sentido esto podría interpretarse como masas de gente influenciable , almenos estan inconformes y se manifiestan no como en chile