Ante falta de programación infantil, niños y adolescentes ven programas no apropiados para ellos

Diciembre 16, 2016 |
Responsive image

Y no solo eso, sino que también adoran a ídolos que no transmiten valores positivos

Es preocupante la poca diversidad que existe en nuestra mediocre televisión chilena, que no solo corre en desventaja ante las nuevas tecnologías y opciones de entretenimiento, sino que da la batalla por perdida sin siquiera pelearla. Mucho ningunear a los Youtubers o a los grupos teenagers como One Direction o Fifth Harmony, sin embargo, ellos están moviendo más masas en la gente joven que nuestra pequeña pantalla, y lo mejor, con buenos valores.

Y lo más preocupante viene ahora. ¿Preparado para la decepción? Vamos: Es tal la nula programación infantil que existe en nuestra pequeña pantalla, que los niños, niñas y adolescentes terminan viendo programas que no son apropiados para ellos, como por ejemplo, las novelas turcas, los no-noticieros y “Volverías con tu ex”. Y más preocupante todavía es que la falta de eso mismo, sumado a la ausencia de artistas del momento en nuestra telechilensis, provoca que la juventud tenga ídolos que no transmiten ningún valor positivo, como por ejemplo chicos reality como Aylén Milla, Marco Ferri, Oriana Marzoli y demases especímenes.

Esto, a su vez, genera a jóvenes más porros, adictos al bullying, insensibles, poco humanos y despreocupados de su entorno y sus cercanos.

“Hay una deuda pendiente con el público infantil en los últimos años. La oferta está concentrada, principalmente, en la televisión de pago, y hay un 35% de la población que no tiene acceso a esta. Lamentablemente, los niños pertenecientes a los hogares más pobres del país son quienes están en mayores condiciones de desigualdad al tener un menor acceso a programas infantiles” dijo hipócritamente Óscar Reyes, presidente del CNTV. ¿Por qué hipócritamente? Porque él no ha hecho absolutamente nada para arreglar esto, de hecho, el último fondo para programas infantiles quedó desierto, según denunció hace pocos meses Marmota Studio.

Nuevamente como dice 6-7-8: “Todo tiene que ver con todo”. Patricio Bañados ya lo dijo hace un par de años: “Si pones un programa vulgar le enseñas a la gente a ser vulgar”. Una lástima que nuevamente los que más pierdan son los pobres que tienen que terminar viendo a gente vaga peleándose en vez de contenidos que si los formen en sus conocimientos y en su diversidad.